Historia e Identidad

Nuestro Colegio

 MG 6542

 

El colegio Cardenal Spínola pertenece a la Congregación de las Esclavas del Divino Corazón. Dispone de tres unidades desde Educación Infantil (3 años) hasta 4º de ESO, y dos unidades en los dos cursos de Bachillerato, y un número aproximado de 1200 alumnos.

La Congregación de las Esclavas del Divino Corazón fue fundada en 1885, en Coria, por Marcelo Spínola y Celia Méndez, viuda del Marqués de la Puebla.

 

Nuestros Fundadores

  

"En la obra de la educación no son sólo las manos y la inteligencia las que toman parte, sino que es el corazón."

Marcelo Spínola

 

MarceloSpinola volteado

 

El cardenal Marcelo Spínola y Maestre nace en San Fernando, Cádiz, en 1835. Desde muy joven sintió la llamada a situarse del lado de los más pobres, y, después de obtener la licenciatura de Derecho, establece un bufete al servicio gratuito de los pobres. Es ordenado sacerdote en 1864, obispo de Coria en 1885, arzobispo de Sevilla en 1896 y cardenal poco antes de su muerte, acaecida en Sevilla el 19 de enero de 1906.

 

Fue apodado el "arzobispo mendigo" por su amor infatigable en favor de los pobres, y entre sus inquietudes, además de la educación, se encuentra la prensa (funda en 1899 el Correo de Andalucía), la importancia del sacerdocio y la meditación de la Palabra de Dios.

Marcelo Spínola fue beatificado en Roma el 29 de marzo de 1987.

 

 

 

CeliaMendezCelia Méndez y Delgado nace en Fuentes de Andalucía (Sevilla), el 11 de febrero de 1844. Contrae matrimonio a los 17 años con Paulino Fernández de Córdoba y Vera de Aragón, Marqués de la Puebla de Obando. A los 30 años enviuda, siente un enorme vacío que necesita llenarse de nuevo. Decide ir a la parroquia de S. Lorenzo a hablar con D. Marcelo, este se da cuenta de que Celia ha recibido una fuerte llamada de Dios, ambos emprenden un camino de búsqueda que en 1885 lleva a fundar las Esclavas del Divino Corazón en Coria, Cáceres.

 

En una sociedad en que la preparación de la mujer deja mucho que desear, la Congregación de Esclavas se dedica a favorecer su educación en todos los estamentos sociales de la época. 


Tras años de infatigable trabajo y dedicación a estas fundaciones, muere Celia Méndez en Sevilla el 2 de junio de 1908.

 

Identidad

Propuesta Educativa

 

 

 Somos conscientes de la complejidad del mundo en que vivimos, de sus contrastes, realidades nuevas, cambios acelerados, logros y tragedias. Nos encontramos en el comienzo de una nueva civilización y con una dinámica de globalización creciente en nuestro mundo.

La educación se encuentra ante el desafío de proporcionar a los niños y jóvenes las "cartas náuticas" que les ayuden a conducir, con sentido y dignidad, la vida personal y social en la cultura qe se está diseñando.

Atenta a la realidad en la educa y consciente de la tradición que la anima, la Congregación de las Esclavas del Divino Corazón ha ido, durante las últimas décadas, expresando los perfiles con que se presenta en la Iglesia y en la sociedad como Institución Educativa, guiada siempre por el carisma de los fundadores, Marcelo Spínola y Celia Méndez:

  • "enseñar la ciencia de Dios y formar el corazón"
  • "ilustrar el entendimiento con todos los ramos del saber"
  • "para mejorar las costumbres, transformar la sociedad y lograr el progreso verdadero"

 

 

El origen de nuestro colegio

El colegio Cardenal Spínola de Chamartín comienza su funcionamiento en octubre de 1953, en un chalet de la antigua calle Dolores Povedano, nº 7. Posteriormente se compra el chalet del número 11 de la misma calle, del que destacaban los paseos del jardín. Había muchos árboles y pinos, huerta y árboles frutales. También tenía una alberca grande que los dueños utilizaban como piscina. Después se compraría también el chalet número 9 de Dolores Povedano.

 

En 1956 la comunidad de religiosas vivía en el número 11, donde se encontraban también los párvulos. El resto de los alumnos estaban en el 9. La directora o prefecta era María del Monte Merchán. Religiosas de esa época son Madre Alegría, Madre Eisabeth (Rosario López), Hermana Inés,...

 

En 1958 el chalet nº 9 se habilito como colegio siendo directora Eloísa Planas y superiora Carmen Altozano. Se empezó con dos profesoras seglares, una de las cuales era Julieta Isbert, hija del famoso actor de cine Pepe Isbert. La casita del pastor que había en esa linde se utilizó como colegio apostólico al frente del cual estuvo madre Reyes con cuatro o cinco niñas.

 

En 1960 se inauguran las obras para la construcción de un colegio con capacidad para 1200 alumnos. La maqueta del colegio incluye otros dos edificios: uno irá destinado a estudiantado de monjas jóvenes y el otro a casa General. Durante las obras seguirá funcionando el colegio pequeñito situado en el número 9.

 

En octubre de 1961 inicia su primer curso en el nuevo edificio. Este curso empieza también el Estudiantado y Juniorado en Chamartín. Se traslada el colegio de la residencia a Chamartín.

 

A continuación podéis ver unas cuantas fotos de los inicios del colegio. ¡Qué disfrutéis viéndolas!